miércoles, 4 de julio de 2012

Bienvenida la “Partícula de Dios”.


La mal llamada Partícula de Dios (deberíamos llamarla “Partícula Dios”, ya que su más que probable existencia desmonta finalmente la necesidad de un Dios creador), parece que finalmente confirma su existencia. El Bosón de Higgs puede ser una realidad.

La ciencia, dibuja con cada descubrimiento un universo más fácil de entender.



Si la física de altas energías es compleja e ignota para el común de las personas, mucho más lo es el ser humano en sus actitudes y razonamientos.

No hay ciencia que lo explique. Seguimos teniendo grandes dificultades para entender el comportamiento del hombre, como animal pensante.

¿Se puede explicar que un gobierno ataque a su propio pueblo?

¿Se puede explicar que un gobierno maltrate a sus ciudadanos?

¿Se puede admitir que en un país se prive de los derechos más fundamentales a sus habitantes?

¿Se puede comprender un país en el que solo son favorecidos los grandes delincuentes y defraudadores?

¿Se puede entender una iglesia, que amparada por el estado “demonice” la homosexualidad?

¿Se puede entender que esa iglesia “prohíba” el uso de preservativos, aun ante el riesgo de enfermedades como el sida?

¿Se puede admitir que esa iglesia acapare un buen bocado del dinero del estado y que no pague impuestos?

No hablo de Siria ni de otros países de conocido extremismo. Hablo de España.

Basta abrir la prensa diaria (incluso con los matices que otorga el partidismo descarado de la misma) para comprender que esto no es entendible.

No podemos tener un Presidente que se burla de sus votantes haciendo lo contrario que prometió antes de las elecciones, con el único fin de ganarlas.

Un Presidente, con el mal gusto de asustarnos cada viernes con nuevos recortes solo para las clases menos pudientes (a las mas pudientes no les afectan)

Un Presidente que se permite el sarcasmo de amenazarnos con medidas definitivas para el país un “Viernes 13”, como aquella película de terror

Un Presidente, que pasando de las calamidades que puedan estar ocurriendo, se va a Kiev a ver un partidito de futbol Y allí declara que está muy ocupado con sus líos europeos.

Una Vicepresidenta que tras una oposición férrea al gobierno anterior, ahora se desdice constante y permanentemente, siempre culpando a “los de antes”

Un Ministro de Exteriores que se entretiene en cuestionar la imputación de Rato por el caso Bankia, haciendo uso de un corporativismo político inconsentible.

Un Ministro de Justicia favorable a la esterilización forzosa de los discapacitados, que es capaz de “pelear" por cambiar la actual ley del aborto, que lucha contra el matrimonio igualitario y que impone tasas impagables para “aliviar” la justicia.

Un Ministro de Defensa, que se va a Valencia cuando ya esta prácticamente quemada a politiquear, en lugar de mandar el ejercito a luchar contra el fuego cuando empezó a arder.

Un Ministro de Hacienda que en lugar de preocuparse de recaudar y fiscalizar el dinero oculto, prima a los defraudadores permitiéndoles la regularización de un dinero que aun proviniendo del delito se legalizara por menos del 10%

Un Ministro del Interior que “ocupa” un pueblo, utilizando la fuerza como en las más duras dictaduras, cortando comunicaciones y violando todos los derechos de la gente, sin reparos, amparado en una ideología más allá de la derecha mas “cañera”

Una Ministra de Fomento, que inaugura obras iniciadas y casi terminadas por el antiguo gobierno sin siquiera tener la delicadeza (aunque solo sea por pura diplomacia) de invitar a sus antecesores al evento.

Un Ministro de Educación, que nos esta llevando el sistema educativo al nivel de hace décadas, que no a puesta por la investigación, que despide profesores y que impone recortes a la educación publica mientras favorece la implantación de colegios privados, que aparta a las clases menos pudientes de la posibilidad de estudiar universitáriamente, y que restringe las becas, dando paso así a una educación clasista, digna de países tercermundistas.

Una Ministra de Empleo (debería llamarse del desempleo) que no ha trabajado nunca y que además es una “chivata” hacia los medios afines (en el tiempo que no dedica a jugar albubble Scooter”)

Un Ministro de Industria que quiere destruir la poca que queda en España, que no apuesta por energías limpias y de futuro, que permite que un alcalde en huelga de hambre siga a las puertas de su ministerio hace ya veintitantos días (Ángel Vadillo), que no se sienta a negociar con los sindicatos y que niega a los mineros del carbón (que por cierto es un 50% más barato que el que compramos fuera) la posibilidad de seguir viviendo. Clon de Aznar, en lo físico (le falta el bigote y le sobra algo de altura) y en lo ideológico.

Un Ministro de Agricultura, que habla de los grandes medios dispuestos para luchar contra el gigantesco fuego valenciano, falseando las cifras (dice que se han quemado unas 50.000 hectáreas, cuando las imágenes de satélite “cantan” unas 84.000), que aplaude los recortes en prevención y justifica a los dirigentes de su partido que no han sabido gestionar el caos de esos fuegos.

Un Ministro de Economía que al IVA no lo llama IVA, a los impuestos no los llama impuestos, al rescate no lo llama rescate, a los intereses no los llama intereses, a la prima de riesgo no la llama prima de riesgo y que juega con un baile de cifras, jugando al despiste, para favorecer a los que ya tienen el dinero y han abusado de esa tenencia: los bancos, que utiliza palabras como ponderación, ajuste, compensación, para ocultar la verdadera maldad de sus decisiones.

Una Ministra de Sanidad que va a conseguir que no haya enfermos en el país (se van a morir), que permite que se cierren los servicios sanitarios por la tarde, que admite que los pensionistas paguen medicinas que no pueden pagar, que favorece la implantación de la gestión privada en los hospitales, y que en definitiva hace honor a su apellido cuando se refiere a los pacientes: “Mato”

Una iglesia “moralista” y fáctica, viviendo de la subvención estatal y pregonando “moralina” del siglo pasado (o el anterior)

Una iglesia que “perdona” y oculta la pederastia y justifica el robo de recién nacidos. Rica, inmensamente rica, hablando de pobreza…

Una iglesia que quiere a las mujeres en su “autentico papel”: el de madres y amas de casa.

No se si el descubrimiento del magnifico, breve y escurridizo Bosón de Higgs demuestra que no existe Dios.

La existencia de este gobierno, de esta iglesia, de esta gentuza, sí lo demuestra.

Si Dios existiera, como buen pastor, no permitiría esto que nos está pasando. No sería tan insensible al daño que se le está haciendo a sus ”corderos”.

Jose Ramiro, bloguero